Chaos Walking

Caos: El inicio

Chaos Walking

5.7       2021

Caos: El inicio Todd Hewitt es el último chico de Prentisstown, una pequeña comunidad cuya peculiaridad (aparte del hecho de que no hay mujeres) es que todos escuchan los pensamientos ajenos, lo que es definido como Ruido, un ruido que nunca cesa. Todd está contento porque sólo falta un mes para que sea su decimotercer cumpleaños y por fin, se convierta en hombre. Pero entonces, en uno de sus paseos por el bosque con su fiel perro, encuentra algo inesperado que cambiará su mundo para siempre: el silencio. O como lo define Todd: un agujero en el ruido.

 

Caos: El inicio Critica

A caballo entre la ciencia ficción y el western post apocalíptico, esta nueva entrega de cine “young adult” te deja más frío que un tanque de nitrógeno líquido. En el futuro, los terrícolas han colonizado un planeta que es clavado a la Tierra. Lo colonos de la primera ola se han repartido en asentamientos y ante la llegada de una segunda ola, comienzan los recelos. Ah, y no se sabe por qué, la gente se oye los pensamientos unos a otros.

Varias cuestiones surgen del visionado de “Chaos Walking”. ¿Por qué si la tecnología les ha permitido colonizar otro planeta viven como si estuvieran en el siglo XIX? Es un absurdo recurso estético. La fugaz explicación de la visualización de pensamientos es un desatino más propio de una película de los 4 Fantásticos. De nuevo, más allá de las nubecitas de CGI alrededor de las cabezas, y alguna situación pretendidamente cómica, yo díría que ni siquiera es relevante. A la discriminación que esta habilidad hace por sexo tampoco se le da importancia más que como deus ex machina puntual para rebootear al personaje principal. Si al final es una lucha por tierras, como en las pelis del oeste. ¿Y para qué introducen a los habitantes nativos del planeta si luego no pintan un pimiento? De nuevo, lucimiento de CGI en una miserable escena.

Sobre el argumento, avanza de manera fútil y sin sustancia, no hay escenas que impresionen ni picos de estrés como un buen thriller debería tener. El ritmo va bajando conforme pasan los minutos y, con ello, el interés. Se suceden las persecuciones que hemos visto en docenas de producciones mejores que esta, al igual que las huidas por el bosque tan típicas de las películas de zombis. Espero que el cheque le haya cundido al sr. Mikkelsen. Si pretenden abrir franquicia, que no cuenten conmigo.

Relacionados:

La fuerza de la naturaleza
La fuerza de la naturaleza
Twist
Twist
Vivir y morir en Los Ángeles
Vivir y morir en Los Ángeles
Celular: Llamada desesperada
Celular: Llamada desesperada
Mortal Kombat
Mortal Kombat
Tango y Cash
Tango y Cash
Code 8: Renegados
Code 8: Renegados
Fuera de control
Fuera de control
Master Z: El legado de Ip Man
Master Z: El legado de Ip Man
Centinela
Centinela